Saltear al contenido principal

    Dirección
    Calle Don Carlos N°2986
    Oficina 1 – El Golf
    Las Condes – Santiago
    Chile

    Teléfono
    C: +569-986-372688
    T: +562-27850561

    Email
    info@bibliofilos.cl

    bibliofiloschilenos@gmail.com Auspiciado por Booklife

    Fallece socio Alejandro Guzmán Brito, destacado abogado y académico (1945-2021).

    Con profundo pesar, la Escuela de Derecho de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso comunica el sensible fallecimiento de quien fuera uno de sus más destacados académicos e investigadores, y uno de los mejores y más reconocidos romanistas e historiadores del derecho privado del mundo, profesor Alejandro Guzmán Brito (QEPD).

    El renombrado jurista de nuestra Escuela nació el 21 de marzo de 1945 en Santiago de Chile. Estudió Ciencias Políticas y Administrativas en la Universidad de Chile y, conjuntamente, estudió también Derecho en nuestra Casa de Estudios.

    Alejandro Guzmán inició su camino en el derecho romano durante sus estudios doctorales en la Universidad de Navarra, España. Su tesis doctoral se tituló “Tres estudios en torno al nombramiento de tutor en el Derecho romano”, bajo la dirección del destacado romanista y profesor Álvaro D’Ors. Su investigación fue calificada summa cum laude.

    Su trayectoria profesional estuvo marcada por una prolífica producción de más de 30 libros de su autoría, 221 artículos publicados en diversas revistas, y numerosos prólogos y discursos, como también innumerables distinciones académicas recibidas tanto en Chile como en el extranjero.

    El trabajo académico que desarrolló, y en especial los libros que escribió, fueron su mayor fuente de gratificación, pues su principal legado será, según el propio profesor Guzmán, dejarles a las futuras generaciones textos reflexionados sobre muchos tópicos.

    Su compromiso con la Universidad lo motivó a servir los cargos de director y decano de nuestra Facultad y Escuela, respectivamente, y de director del programa de Doctorado de Derecho. Además, fue fundador y director tanto de la Revista de Estudios Histórico-Jurídicos como de la Revista de Derecho, ambas de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso.

    Estos méritos lo llevaron en 2016 a ser investido como Profesor Emérito de la PUCV “en razón de sus sobresalientes y destacadas condiciones de académico, investigador y maestro”, así como también “a su relevante aporte científico en los ámbitos del derecho romano, de la historia del derecho, del derecho privado y de la teoría del derecho, que le ha valido ser considerado por reconocidos académicos y destacados editores, como uno de los más grandes juristas americanos de todos los tiempos”.

    En aquella oportunidad, el profesor Patricio Carvajal lo calificó en su laudatio como un “erudito del derecho romano y de la retórica”. Respecto a su enorme vocación, añadió que “ha sido un notable profesor en el aula, cuyas clases de derecho romano han dejado un recuerdo indeleble en tantas generaciones de esta Casa de Estudios”.

    Sobre su carácter científico como investigador, por lo que ha sido catalogado en muchas oportunidades como el “mejor jurista hispanoamericano vigente”, indicó que “es dueño de una obra literaria y jurídica inmensa, impresionante (…) Entre sus libros tiene un lugar muy especial su manual de derecho privado romano que, entre sus dos tomos de 700 páginas cada uno, constituye el manual del ramo más largo que exista, no solo en castellano, sino que en cualquier lengua”.

    Sumado a ello, el profesor Guzmán Brito fue Miembro de Número de la Academia Chilena de la Historia, miembro Correspondiente de la Real Academia Española de la Historia y Académico Honorario de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación.

    Para la decana de nuestra Facultad, María Graciela Brantt, “la partida del profesor Alejandro Guzmán constituye una dolorosa pérdida no sólo para nuestra Facultad y Escuela, sino también para el derecho, la academia y la comunidad jurídica en general, en Chile y en el mundo. Fue un jurista e intelectual de excepción. Y así lo recordarán las múltiples generaciones que tuvieron el privilegio de contar con don Alejandro en su formación”.

    “Sin duda, su huella y el recuerdo de su compromiso y dedicación de vida al estudio de la ciencia jurídica, y su generosidad como persona y académico, permanecerán de manera indeleble en nuestra institución”, afirmó la profesora Brantt.

    Por su parte, Claudia Mejías, directora de nuestra Escuela, agregó que “don Alejandro, nuestro apreciado catedrático, influyó decisivamente en la formación de buena parte de los profesores de nuestra Escuela y en numerosas generaciones de licenciados. Su partida no solo tiene conmocionada a nuestra comunidad, que lamenta la pérdida de uno de los juristas chilenos más importantes en el mundo, sino que a un inmenso número de colegas nacionales e internacionales que han hecho llegar a la Escuela sus sentidas condolencias. En estas se hace presente la gratitud, por la enorme generosidad que caracterizó la vida académica y personal de don Alejandro, que contribuyó en la propia vida o quehacer de estas”.

    “Hemos sido muy privilegiados de presenciar el inmenso legado de don Alejandro a la Ciencia Jurídica, su aporte al desarrollo de la Escuela y su permanente compromiso con ella, que lo llevó a desarrollar toda su carrera indisolublemente vinculada a nuestra Escuela. Su pérdida será irreparable, su legado imperecedero”, añadió la académica.

    Asimismo, el también profesor emérito de nuestra Escuela y compañero de departamento del profesor Guzmán, don Carlos Salinas, compartió palabras de pesar, indicando que “el derecho ha perdido un jurista insigne. La Facultad ha perdido un maestro egregio. Quienes compartimos con él, hemos perdido un amigo entrañable”.

    En esa línea, el profesor Patricio Lazo, jefe del Departamento de Estudios Histórico-Jurídicos señaló que “Alejandro Guzmán Brito era un jurista que, junto al cultivo de la especialidad que lo hizo conocido internacionalmente, el derecho romano, escribió obras sobre historia del derecho privado, derecho civil y, muy en especial, a la figura de Andrés Bello. Por lo tanto, era un jurista en el más amplio sentido de la palabra. Entre los colegas extranjeros, su imagen siempre se compara a la de un jurista de muy alto vuelo y de similares características, Franz Wieacker, lo que es ciertamente un honor. Su aporte es invaluable y esperamos que su legado sea conocido y apreciado por las generaciones venideras”.

    De esta manera, la comunidad de nuestra Facultad y Escuela se une en oración por el eterno descanso de su alma y rinde homenaje a quien fuera uno de los más grandes juristas de nuestro país.

    Expresamos nuestra gratitud por la decisiva contribución de don Alejandro a nuestra institución y por el legado invaluable de su vida dedicada a la Escuela y a la Universidad.

    Hemos habilitado un libro de condolencias virtual para quienes deseen expresar sus palabras a la familia, seres queridos y a la comunidad de Derecho PUCV: https://bit.ly/CondolenciasDerechoPUCV

    Facultad y Escuela de Derecho PUCV

    Fuente: https://www.pucv.cl/uuaa/derecho/noticias/fallece-profesor-emerito-alejandro-guzman-brito

     23 visitas en total,  2 visitas de hoy

    Volver arriba